Saltar al contenido

Consejos para Limpiar Bien la bolsa de Hidratación o Camelback

limpiar la camelbak

Acabas de llegar a casa de un viaje en bicicleta de fin de semana. Estás cansado, tienes hambre y no puedes decidir qué hacer primero: deshacer las maletas, darte una ducha o tomar una cerveza. 

Es probable que limpiar la bolsa de hidratación sucia sea lo último que tengas en mente, por lo que lo irás postergando. Pero si la dejas sucio unos días más, nuevas formas de vida extrañas comenzarán a construir sus hábitats dentro de esa bolsa abandonada. 

Hay algunas cosas que puede hacer para evitarlo. Camelbak nos da un consejo bastante claro: la mejor manera de cuidar tu depósito es limpiarlo y secarlo después de cada uso, especialmente si llena lo llenas con algo que no sea agua. Por ejemplo, una bebida isotónica. 

Kits de limpieza para bolsas de hidratación y botellas soft flash

5 Consejos para limpiar la bolsa de hidratación

En otras palabras, tu bolsa merece un poco de atención para prevenir ese desastre. Es fácil aconsejar, pero no es tan fácil de hacerlo enseguida después de cada aventura con la bicicleta. Camelbak reconoce que el mantenimiento de la bolsa a veces se relega al último lugar: no todos fregamos religiosamente nuestro equipo de exterior, y mucho menos nuestras botellas de agua y paquetes de hidratación. 

Pero aquí tienes el consejo oficial de la compañía para limpiar la bolsa de hidratación:  

1.Agua caliente y bicarbonato

Usa agua caliente y dos cucharadas de bicarbonato de sodio o lejía. Mezcla la solución dentro del depósito. También puedes usar las tabletas de limpieza de Camelback.

2. Deja reposar

Deja el depósito y la solución de limpieza reposar durante unos 30 minutos. 

3. Limpia el tubo

Sostén la bolsa por encima de tu cabeza mientras aprietas la válvula de mordida, permitiendo que la mezcla pase por el tubo. 

4. Lava el depósito

Lava el deposito con agua caliente y jabón suave y utiliza algún kit de limpieza para limpiar las zonas más difíciles de la bolsa y el tubo.

Enjuaga completamente cualquier solución de limpieza antes de volver a usar la bolsa. 

5. Deja secar

Una vez que el depósito esté limpio, sécalo al aire para que no quede humedad atrapada en el interior, lo que puede hacer que crezca moho. 

Si el mal sabor se resiste…¡al congelador y después agua caliente y zumo de limón!

Pero ¿qué pasa si parece que nunca puedes terminar de quitar ese sabor jabonoso de la bolsa?  Existen algunos trucos:

  • Primero, almacena la bolsa enrollada en el congelador después de haberla vaciado. el aire frío hace que nada pueda crecer dentro. 
  • Si has llenado el depósito con algo que no sea agua, enjuágalo con agua caliente y zumo de limón, que descompone cualquier residuo y lava más fácilmente que el jabón. Además, deja un sabor mucho más agradable. 
  • Asimismo, usa un estropajo verde, que reactiva el recubrimiento antimicrobiano incrustado en la misma vejiga. Esto es similar al revestimiento utilizado en los zapatos para prevenir el moho y los malos olores. 
  • Siempre tiéndela boca abajo… 

Para los casos peores aquí tienes algunos consejos adicionales sobre el cuidado de la Camelbak o la bolsa de hidratación : 

  • Deja el depósito en remojo durante toda la noche con agua caliente después de haberlo limpiado. 
  • Si la válvula está muy sucia, y deseas que se seque, puedes dejar un palillo metido en la válvula mientras se seca para aumentar el flujo de aire. 
  • Siempre puedes desmontar los componentes de la bolsa y ponerlos en el lavavajillas. 

Opiniones finales

Después de todo lo dicho tenemos que resaltar que lo más importante que puedes hacer es convertir la limpieza del paquete de hidratación en un hábito después de cada viaje.

¿Y si ves moho visible que no se puede eliminar? No te compliques y cómprate una bolsa de hidratación nueva, son muy económicas.

Más vendido No. 1 Nikduo Mochila de hidratación, Agua Bolsa Mochila con 2L Vejiga del Agua Mochila HidratacióN Vejiga Paquetes Senderismo Camping Running Ligera Chaleco Ciclismo para Marathoner Esqui
Configuración